METALES

Normalmente los anillos de compromiso son de oro (amarillo, blanco o rosa) de 14k o platino. 

El oro natural es amarillo, y los oros blanco y rosa pasan por un proceso químico que los cambia de color. Dependiendo del uso y PH de la persona, éstos pueden perder su tonalidad blanca o rosa con el tiempo. No te preocupes, con un simple baño vuelven a su color original.

 

Por otro lado, el platino, es “blanco” y nunca cambia su color pero al ser casi el doble de denso que el oro, es más caro.